12 de agosto de 2008

Perdóname


Sabes bien que no sería nada, que nada valdría la pena si no estas aquí, que gracias a ti he podido ser lo poco que soy… cuando pienso en el ayer y llegan a mi mente tantos momentos de felicidad se hace inevitable sonreír tranquilo, sentir que nunca nadie ocupará el lugar que tienes en mi vida,…siempre serán insuficientes las palabras, sabes bien que nunca podré plasmar lo mucho que te amo...Como creo que nunca podré describir la tristeza que llevo al sentir que no colmo las expectativas que algún día pusiste en mi, sentir que mi manera de vivir te aflige, te decepciona, y hasta te preocupa… ¿Cómo olvidar aquellas palabras que enojada me dijiste? ¿Cómo no pensar en lo que tienes en mente? …siempre sonarán, siempre caminaran por el pensamiento de quien hoy te escribe.

¿Recuerdas la noche en que él ya no estaba? …yo te vi llorar calladito en la cocina, en silencio, sollozando bajito…esa noche se me partió el alma para siempre, esa herida sospecho que nunca cerrará, que siempre estará palpitante en ese rincón de mi corazón donde viven las cosas que nunca terminaran de doler… cuanto quiero que cierre esa herida en tu corazón, nunca querré verte triste y saber que ciertas noches te apenas por mi, no imaginas que difícil es, no imaginas cuanto me lastima,…sencillamente no imaginas…Perdóname por no ser así como tú quieres, perdóname por no ser como me soñaste, de pequeño siempre me decías que haga lo que sienta, sospecho que ahora te debes de arrepentir un poco de haberme enseñado a seguir lo que me dice el corazón pues soy así porque es lo que me nace, porque no se me ocurre ser de otra manera,…pero quiero seguir siendo tu principito, quiero que me sigas viendo con la misma mirada, quiero que te sientas orgullosa de mi, de mi día a día, sueño poder compartir contigo mis sueños que hasta ahora no entiendes del todo, quiero que ya no te apenes tanto conmigo, que ya no pienses esas cosas, que no vuelvas a pronunciar esas palabras que retumban en alguno de mis silencios, esas palabras que taladran mis tardes, que de vez en cuando acompañan mis pasos, mis noches . …Perdóname por no ser como quisiste, perdóname… mi corazón siempre llevará esa cruz, sueño con un poco de comprensión, tal vez con una pizca de tolerancia,…confieso que a veces me sorprende tu convicción, tu fe, yo no puedo ser tan fervoroso, yo conozco a Dios de otra manera,… Perdóname por tal vez no ser como me soñaste, perdóname de verdad y recuerda que siempre te voy a amar y que eres un regalo del cielo mamá.

2 comentarios:

Rodrigo dijo...

Una dedicatoria de corazón, muy buena, cargada de melancolía, profunda y real,

un abrazo

Elvira Daniela dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.